lunes, 30 de abril de 2012

¡¡EN NIDOS AJENOS CUMPLE UN AÑO!!


Uno de los momentos del año fue, sin duda, el viaje a Valsaín donde fotorafié esta grajilla (Corvus monedula) poco antes de disfrutar de las águilas imperiales.
Hoy cumple un año este humilde blog, en el que, dos ilusionados chavales de veintipocos años, hemos puesto todo nuestro empeño en compartir y, sobre todo, hacer sentir a los lectores sensaciones similares a las que vivimos nosotros en cada una de las excursiones que hemos hecho a lo largo de este año.

Está Zygaena trifolii fue fotografiada en el terreno de mi padre, que he visitado frecuentemente este año.
No somos ni buenos escritores, ni buenos fotógrafos, ni tampoco tenemos los conocimientos que nos gustaría tener para poder ofreceros, a parte de un mero entretenimiento, cierto aprendizaje sobre la vida natural que nos rodea y, más concretamente, el de las aves que tanto nos apasiona.

Un bisbita alpino (Anthus spinoletta)  y los cortados rocosos de Sierra Salvada, el lugar que más satisfacciones naturales nos ha dado.
Pero creemos que merece la pena continuar por mucho tiempo con este espacio que nos ha permitido conocer cantidad de buenísimos blogs de los que hemos aprendido más que con algunos libros.

Cormorán grande (Phalacrocorax carbo) en Getxo, otro de los lugares más visitados.
Ha sido un año de vivencias, de sueños, de experiencias y de alegrías. Porque, pase lo que pase, cuando estamos tristes, indignados o aterrorizados por un futuro incierto, el vuelo majestuoso de un bando de buitres leonados, los lances entre córvidos y rapaces, el ulular del cárabo en la noche, la frenética actividad de las limícolas en los humedales, el velocísimo vuelo de vencejos e hirundínidos, la paciente pesca de las garzas, el canto del ruiseñor común en la espesura, las persecuciones de págalos y charranes, etc. llenan nuestros corazones de esperanza para seguir luchando por nuestros sueños.

Esta fotografía de págalo pomarino (Stercorarius pomarinus) pertenece a la ruta en barco por la bahía de Santander.
El blog fue estrenado con una entrada sobre el viaje a Sierra Helada (Benidorm), que me brindó bellezas como este roquero solitario (Monticola solitarius) o la collalba negra (Oenanthe leucura).
Sueños que permanecen unidos de manera inexorable a nuestra afición, que posiblemente sea la afición de los 83 seguidores y todos aquellos que han visitado en alguna ocasión de las más de 9400 este rincón de la red, donde dos naturalistas con alma de niños exponen las aventuras que viven en cada excursión que realizan unidos por una amistad de más de una década.

Finalizó con este pequeñajo que fotografié en nuestro viaje a Las Cañas y que tiene el honor de ser la imagen del blog. Si ha logrado sobrevivir, se habrá convertido en un hermoso adulto de alcaudón común (Lanius senator).
Muchas gracias por seguir nuestro blog.






lunes, 23 de abril de 2012

CORRELIMOS OSCUROS EN EL ABRA

A pesar de la posibilidad de lluvia, el cielo gris y el fuerte viento, el viernes decidí acudir, después de las prácticas que estoy realizando en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia, a El Abra. Eran ya las 15 horas, por lo que debía darme prisa en realizar el recorrido si quería comer a una hora decente.
Ya he hablado en alguna ocasión sobre El Abra en este blog y de la diversidad de aves marinas que se pueden ver en el mismo, por lo tanto y, teniendo en cuenta el temporal que azotaba las costas en ese momento, la posibilidad de dar con alguna especie poco habitual era alta.

Correlimos oscuro (Calidris maritima) en El Abra.
El itinerario comenzó en la playa de La Bola. Un pequeño pedazo de arena y rocas que permanece cubierto por el agua en la pleamar, como era el caso. Tal pleamar, no permitiría avistar ninguna limícola, pero si 5 somormujos lavancos (Podiceps cristatus) con sus hermosas libreas nupciales.

Somormujo lavanco (Podiceps cristatus) con la cresta al viento.
Alguna gaviota patiamarilla (Larus michahellis) volaba muy cerca de mí, pero ya no había ni rastro de las reidoras (Chroichocephalus ridibundus).
Continué mi camino hacia el muelle de Arriluce. A mi derecha, contemplé el mar y una gaviota sombría (Larus fuscus) balanceándose al son de las salvajes olas. A mi izquierda, apareció la dársena del embarcadero. En el muelle de embarque, suelen apostarse decenas de gaviotas y con los prismáticos distinguí unas 20 gaviotas reidoras, acompañadas por patiamarillas y sombrías. Las reidoras parecían prepararse para el inminente viaje.
Bajé del muelle para acercarme más a la dársena. En el agua, no esperaba encontrarme nada. Así que me acerqué a una viejas escaleras de hormigón situadas a un par de metros del borde donde suelen descansar los vuelvepiedras (Arenaria interpres). Acerté y me topé con un pequeño bando de 19 de estas preciosas limícolas, ataviadas con su bello plumaje estival.

Vuelvepiedras común (Arenaria interpres) con el plumaje nupcial.
Mas no estaban solas. Había dos intrusos que, pese a no sacar su pico de entre las plumas, supe que se trataba de dos correlimos oscuros (Calidris maritima) asociados a los vuelvepiedras.

Bando de vuelvepiedras comunes con los dos correlimos oscuros infiltrados entre ellos.
Estas dos especies forman una asociación típica durante la migración.
Vuelvepiedras y correlimos oscuros descansando.
Esperé a que alguno de los dos oscuros sacase el pico para hacerles alguna foto presentable y tras varios minutos lo conseguí. Acto seguido regresé en dirección a la playa de La Bola.

Correlimos oscuro / Purple sandpiper y Vuelvepiedras común / Ruddy turnstone.
Correlimos oscuro (Calidris maritima).
Antes de llegar a dicha playa, una lavadera blanca pía (Motacilla alba yarrellii) se posa a varios metros pero no el tiempo suficiente como para sacar una buena foto.
La pequeña excursión tendría como última parada el muelle de Churruca. Antes de llegar a él, una gallineta común (Gallinula chloropus) y una gaviota patiamarilla se movían junto a las rocas de la orilla del paseo mientras los andarríos chicos (Actitis hypoleucos) volaban con su caracterísitico vuelo pulsante a ras de agua.

Gaviota patiamarilla (Larus michahellis).
Ya en el muelle, no observé ninguna ave a excepción de un andarríos chico que a modo de despedida permaneció varios segundos a menos de dos metros. Eso si, no paro de mover la cola por lo que en las fotos, salió movida.

Andarríos chico (Actitis hypoleucos).
Seguramente, ese encuentro, sería el último encuentro de esta temporada con una ave en este lugar.

lunes, 16 de abril de 2012

GAUTEGUIZ-ARTEAGA: EL PUEBLO DE LOS PÁJAROS

Gauteguiz-Arteaga es un pueblo emplazado dentro de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai y, en él, se realizó hace pocos años una obra que consistió en crear un pequeño humedal que pudiese albergar con el tiempo interesantes e importantes especies orníticas.

Imagen de una zona del pueblo con el monte de San Miguel de Ereñozar a la izquierda.
Tras dar ese primer paso, se comenzó a erigir el Urdaibai Bird Center, un centro de investigación y divulgación de gran importancia que trabaja en coordinación con otros centros Europeos.

Urdaibai Bird Center, situado justo al borde de la marisma.
Existe una estación de anillamiento en la que se llevan a cabo labores de seguimiento de las especies que pasan por el humedal, poniendo especial énfasis en las migratorias como el carricerín cejudo, cuyo reclamo pude escuchar desde el centro gracias al método de Radio-Tracking.
El último gran avance ha sido la construcción de 2 observatorios estratégicamente colocados, que permiten mayor comodidad y mejor visión de las especies que permanecen en este lugar. También trabajan en el aislamiento del humedal con barreras vegetales de laurel (Laurus nobilis), lo que posibilitará que la estancia de las aves no se vea alterada por la presencia de personas que pasean alrededor.

Viola sylvestris.
El último mes lo he visitado en 3 ocasiones, pero me centraré en la visita del pasado 1 de Abril. El número total de especies fue de 68, una cantidad nada despreciable.

Petirrojo (Erithacus rubecula).
Al bajarme del autobús delante del ayuntamiento del pueblo, siempre me dirijo hacia el Castillo de Gauteguiz-Arteaga. Por el camino, escucho los cantos de verderones y verdecillos desde lo alto de los árboles de los jardines de las casas.
Los gorriones comunes y las tórtolas turcas vuelan constantemente de un lado a otro y en gran número.

Tórtola turca (Streptopelia decaocto).
A medida que aparece el arbolado "natural" aumenta el número de especies: mosquiteros comunes, carboneros comunes, herrerillos comunes, petirrojos, mirlos, zorzales comunes, agateadores comunes... todos ellos cantando con alegría en una neblinosa mañana.

Mirlo común (Turdus merula).
Justo antes de alcanzar el mencionado castillo, preparo el telescopio para inspeccionar cada rincón de un prado que siempre me obsequia con interesantes observaciones. En mi ocular aparece la amarilla silueta de un macho de lavandera boyera ibérica (Motacilla flava iberiae) moviéndose inquieta por la hierba.


Lo acompañan bisbitas comunes y lavanderas blancas y, a lo lejos un zorzal común y un precioso macho de collalba gris comparten plano en su búsqueda de alimento.

Lavandera blanca (Motacilla alba).
Los pinzones vulgares se suman a la fiesta e incluso un pardillo común decide permanecer allí unos segundos antes de emprender el vuelo.
Ya junto al castillo, busco entre las ramas de los árboles y campas aledañas y me topo con un mito, un zorzal común y varios mirlos comunes. Escucho el corto canto del agateador común y sigo avanzando en dirección hacia el observatorio de Ozollo.

Zorzal común (Turdus philomelos).
A mi lado, se extienden grandes prados en los que he divisado multitud de rapaces como azores, aguiluchos pálidos, abejeros, aguilillas calzadas y busardos ratoneros, pero en esta ocasión, aparece un macho de aguilucho lagunero perseguido por una corneja negra.

Hembra de aguilucho lagunero fotografiada en Marzo en la marisma.
Tras contemplar el espectacular lance, disfruto con una curruca capirotada hembra que se mueve en un sauce de manera nerviosa mientras un chochín asoma entre los arbustos. Unos pasos más adelante consigo avistar a 3 jilgueros posados en una rama y en ese mismo instante sobrevuelan mi cabeza numerosos aviones zapadores.

Chochín (Troglodytes troglodytes) acurrucado en una rama.
Una vez en el interior del observatorio, comienzo a examinar cada rincón del humedal para no perder detalle. Lo primero que veo son anátidas. Un buen número de cercetas comunes y ánades reales son acompañados por silbones europeos, ánades frisos y rabudos, llenando estos últimos el humedo ambiente de sus característicos reclamos.

Vídeo tomado el pasado mes en Arteaga.

Realizo diversos barridos con mi Kowa y doy con un morito común, especie que ya había visto en mis visitas de Marzo. Actualmente se puede ver un grupo de 11 ejemplares en el humedal.


Tengo a un grupo de aviones zapadores cerca, que descansan sobre una rama seca en mitad de la lamina de agua. Debe de haber más de cien.
Me fijo bien en el carrizo, pues hay un avetoro en el humedal, pero en su lugar aparece una garza imperial que sale de su escondite.

Una vista del humedal coronado por el Castillo de Gauteguiz-Arteaga y el monte de San Miguel de Ereñozar, con sus laderas cubiertas de encinas cantábricas.
Disfruto varios minutos de las fochas comunes que se encuentran a poca distancia pero una rapaz veloz llama mi atención: se trata de un macho de gavilán común, que acaba posándose en un sauce cercano, cuyas ramas me imposibilitan filmarlo a través del telescopio.
A lo lejos, un grupo de cormoranes grandes descansa en el mismo tronco desnudo de siempre y, cerca, una garceta grande se mueve con la elegancia y paciencia de la que siempre hace gala esta especie.


Igual de paciente, una garza real se aventura entre los carrizos, tal vez tratando de capturar alguna de las ranas comunes que cantan sin cesar en el agua.

Garza real (Ardea cinerea) vadeando las aguas de la marisma.
Rebusco en los islotes de tierra para tratar de ver alguna limícola y, lo primero que observo, no sin cierta tristeza, es que las avefrías ya han abandonado el humedal.

Bando de avefrías (Vanellus vanellus) fotografiado el pasado mes en Arteaga.
 Aún así, todavía puedo disfrutar de una espátula común que se afana en conseguir alimento filtrándolo por su especializado pico.
Este año ha habido record de esta ave, símbolo de Urdaibai, en el humedal (pinchad aquí para ver el vídeo).

Ya va siendo hora de dirigirse al observatorio de Orueta, situado justo en la otra punta de la marisma. Por el camino,  un macho de gorrión molinero reclama en el mismo tejado donde suelo ver casi siempre varios ejemplares de esta especie de gorrión, que se habrá visto favorecida por la cantidad de cajas-nido que ha colocado la Sociedad de Ciencias Aranzadi.

Gorrión molinero (Passer montanus).
Cerca, un cable sustenta un grupo mixto de golondrinas comunes y aviones zapadores.

Golondrina común (Hirundo rustica).
En el cielo un busardo ratonero planea y un cernícalo vulgar se cierne a poca distancia del suelo, casi seguro ha dado con alguna presa.

Busardo ratonero (Buteo buteo) planeando.
Una vez dentro, la cantidad de personas que se encuentran observando atentas la lamina de agua, me hace pensar que  hay mucho que ver. Coloco mi ojo en el ocular e iniciando un barrido por la derecha, diferencio la silueta de 3 garzas imperiales camufladas entre el carrizo. Junto a ellas, diversas anátidas de las especies ya citadas y unas 6 cucharas comunes.

El observatorio de Orueta.
Los zampullines comunes nadan luciendo con orgullo su librea nupcial y más a la izquierda, un grupo de ánades frisos descansa tranquilamente.

Vuelvo a buscar alguna limícola y esta vez sí tengo éxito. 3 agachadizas comunes se alimentan junto a 2 archibebes comunes y uno oscuro. A lejos consigo distinguir un ejemplar joven de combatiente, aunque ya pude ver 4 el pasado mes, uno de ellos de variedad clara.


Un pequeño bando de archibebes claros descansa junto a la espátula común y en uno de los islotes, otra lavandera boyera ibérica se mueve inquieta.


Escucho un rascón europeo y delante de mí, en la rama de un sauce, se posa un papamoscas cerrojillo que se deja fotografiar durante unos segundos.

Papamoscas cerrojillo (Ficedula hypoleuca).
En los límites del carrizal se mueven las gallinetas comunes y siguiendo a una de ellas me topo con un nido de fochas comunes que, casualmente, está ocupado por 2 simpáticos polluelos.


Poco después se esconden los pequeños y descubro el por qué: un gato doméstico.

Una de las garzas imperiales se expone sin previo aviso muy cerca del observatorio. A su vez, una horda de aviones zapadores la rodea con sus ágiles vuelos de hirundínidos.


Llego a distinguir a cierta distancia un pequeño bisbita alpino con el plumaje nupcial. Algo más abajo, una cigüeñuela común camina con sus largas patas  metiendo el pico de cuando en cuando en el agua en busca de invertebrados.
Aproximándose a ella se encuentra una lavandera boyera que, pese a la distancia, logro identificarla como de la subsp. thunbergii, originaria de Fennoscandia.

video

Buceo entre anátidas y me topo con un macho de cerceta carretona echado en uno de los islotes del humedal.
Ya es tarde y, como despedida, intento detectar algún paseriforme palustre en la punta de los carrizos. Consigo mi objetivo, pues una pareja de escribanos palustres (macho con plumaje nupcial) permanecen juntos a la suficiente distancia como para poder disfrutar de los detalles de sus crípticos plumajes útiles para mimetizarse con los carrizos. Un avistamiento inmejorable como despedida.
Al avetoro lo intentaré observar en mi siguiente visita, pienso mientras recojo los bártulos y camino hacia la parada de autobús.

Sin duda, Arteaga se ha convertido en mi lugar preferido para la observación de aves. Permite variedad, cantidad, rarezas y tranquilidad. A parte de la posibilidad de aprender más mediante los seminarios que se imparten en el Urdaibai Bird Center. Desde luego, os recomiendo una visita a la Reserva de la Biosfera de Urdaibai, pero Arteaga debe ser una parada obligada.
Para saber más, ésta es la web: http://www.birdcenter.org/

También os dejo la lista de las especies observadas en mis últimas 3 visitas:


Nombre de especieNombre científicoN.º de visitas vistasRecuento máximo
1. Ánsar ComúnAnser anser 21
2. Silbón EuropeoAnas penelope 332
3. Ánade AzulónAnas platyrhynchos 330
4. Ánade FrisoAnas strepera 331
5. Ánade RabudoAnas acuta 39
6. Cuchara ComúnAnas clypeata 36
7. Cerceta ComúnAnas crecca 326
8. Cerceta CarretonaAnas querquedula 26
9. Pato MandarínAix galericulata 11
10. Zampullín ComúnTachybaptus ruficollis 35
11. Espátula ComúnPlatalea leucorodia 34
12. Morito ComúnPlegadis falcinellus 32
13. Garcilla BueyeraBubulcus ibis 28
14. Garceta ComúnEgretta garzetta 35
15. Garceta GrandeCasmerodius albus 32
16. Garza RealArdea cinerea 38
17. Garza ImperialArdea purpurea 14
18. Cormorán GrandePhalacrocorax carbo 312
19. Cernícalo VulgarFalco tinnunculus 11
20. Milano NegroMilvus migrans 21
21. Aguilucho PálidoCircus cyaneus 11
22. Aguilucho Lagunero OccidentalCircus aeruginosus 21
23. Gavilán ComúnAccipiter nisus 21
24. Busardo RatoneroButeo buteo 11
25. Rascón EuropeoRallus aquaticus 11
26. Gallineta ComúnGallinula chloropus 34
27. Focha ComúnFulica atra 321
28. Cigüeñuela ComúnHimantopus himantopus 11
29. Chorlitejo ChicoCharadrius dubius 13
30. Avefría EuropeaVanellus vanellus 238
31. Correlimos ComúnCalidris alpina 14
32. CombatientePhilomachus pugnax 25
33. Aguja ColinegraLimosa limosa 12
34. Archibebe ComúnTringa totanus 22
35. Archibebe OscuroTringa erythropus 11
36. Archibebe ClaroTringa nebularia 312
37. Andarríos ChicoActitis hypoleucos 22
38. Agachadiza ComúnGallinago gallinago 13
39. Gaviota PatiamarillaLarus michahellis 3250
40. Gaviota SombríaLarus fuscus 225
41. Paloma TorcazColumba palumbus 11
42. Tórtola TurcaStreptopelia decaocto 32
43. Pito RealPicus viridis 31
44. Pico PicapinosDendrocopos major 11
45. ArrendajoGarrulus glandarius 32
46. UrracaPica pica 33
47. CuervoCorvus corax 11
48. Corneja NegraCorvus corone 39
49. Herrerillo ComúnParus caeruleus 32
50. Carbonero ComúnParus major 34
51. Avión ZapadorRiparia riparia 150
52. Golondrina ComúnHirundo rustica 17
53. MitoAegithalos caudatus 25
54. BuitrónCisticola juncidis 12
55. Ruiseñor BastardoCettia cetti 32
56. Curruca CapirotadaSylvia atricapilla 22
57. Mosquitero MusicalPhylloscopus trochilus 11
58. Mosquitero ComúnPhylloscopus collybita 37
59. Reyezuelo ListadoRegulus ignicapilla 12
60. ChochínTroglodytes troglodytes 33
61. Agateador ComúnCerthia brachydactyla 32
62. Estornino PintoSturnus vulgaris 12
63. Mirlo ComúnTurdus merula 38
64. Zorzal AlirrojoTurdus iliacus 12
65. Zorzal ComúnTurdus philomelos 36
66. PetirrojoErithacus rubecula 36
67. Colirrojo TizónPhoenicurus ochruros 22
68. Tarabilla ComúnSaxicola torquatus 12
69. Collalba GrisOenanthe oenanthe 11
70. Papamoscas CerrojilloFicedula hypoleuca 11
71. Gorrión MolineroPasser montanus 11
72. Gorrión ComúnPasser domesticus 313
73. Bisbita Alpino (Ribereño)Anthus spinoletta 11
74. Bisbita ComúnAnthus pratensis 322
75. Lavandera Blanca (alba)Motacilla alba alba 36
76. Lavandera Boyera (thunbergi)Motacilla flava thunbergi 11
77. Lavandera Boyera (iberiae)Motacilla flava iberiae 12
78. Pinzón VulgarFringilla coelebs 313
79. VerdecilloSerinus serinus 34
80. Verderón ComúnCarduelis chloris 36
81. JilgueroCarduelis carduelis 313
82. Camachuelo ComúnPyrrhula pyrrhula 11
83. Pardillo ComúnCarduelis cannabina 240
84. Escribano PalustreEmberiza schoeniclus 23

Cuervo (Corvus corax) en Arteaga.
Además, se han visto las siguientes especies:

1.     Porrón moñudo
2.     Avetoro común
3.     Martinete común
4.     Pájaro moscón

¡Hasta la siguiente entrada!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...